Make your own free website on Tripod.com
 

Jeremías - La cita
 

Llegó a mis ojos como un ciclón, tu mirada desde el rincón, dejando a su paso un mar de neón, humo y licor, no sé con quién andas, si es tu novio me da igual.

Me fui acercando un poco a ti, y me dije sin parpadear que bien se le ve el bluejean, sin pensarlo di un paso más, y en las tripas peces me nadaron cuando al fin, supe tu nombre.

"Coro"

Y el plan del destino empezó a marchar, que manera de juntar a este par de extraños, que se empiezan a extrañar, pronto tendrás que regresar con aquel fulano, y yo con botella en mano, no podré olvidar la cita del azar.

A que te dedicas cuando no estás divirtiéndote en algún bar, preguntaste y la luz de tus ojos, me hizo hablar, rezo para conseguirme a alguien como tú.

Dobló está apuesta mi corazón, cuando ahí tu sin ton ni son, me invitaste a bailar, una banda empezó a tocar, y al oído me dijiste que aquella canción me dedicabas.

"Coro"

Y el plan del destino empezó a marchar, que manera de juntar a este par de extraños, que se empiezan a extrañar, pronto tendrás que regresar con aquel fulano, y yo con botella en mano no podré olvidar, la cita del azar.

Y se nos hizo eterno aquel momento, celebrando el encuentro, de dos náufragos a orillas de la pasión.

"Coro"

Y el plan del destino empezó a marchar, que manera de juntar a este par de extraños, que se empiezan a extrañar, pronto tendrás que regresar con aquel fulano, y yo con botella en mano, no podré olvidar la cita del azar.

Llegó a mis ojos como un ciclón, tu mirada desde el rincón.

De miradas desde el rincón, de miradas desde el rincón.